Archivo de la etiqueta: Libros Ilustrados

Gloria Fuertes, en verso: homenaje a los 100 años de su paisaje interior

En 2017 se conmemora el centenario del nacimiento de Gloria Fuertes, una de nuestras poetas más queridas. En Nórdica siempre hemos tenido muy presente la edición de poesía, desde la afilada e irónica pluma de Dorothy Parker hasta el fuera de serie y Premio Nobel Tomas Tranströmer. Cómo no, también hemos editado obras de Sylvia Plath impregnadas por su sublime lucidez literaria (¡y hasta una antología de poesía danesa que nos lleva de Copenhague a París!).

Cuando llegó el centenario de Roald Dahl, en 2016, editamos El librero como homenaje, ilustrado por Federico Delicado. Nos ilusiona reivindicar este año la poesía de Gloria Fuertes, y que su centenario no sea más que la chispa que enciende el apetito para disfrutar con sus versos. Geografía humana y otros poemas es nuestro pequeño homenaje.

Geografía humana y otros poemas - portada - Nórdica Libros 2017

Geografía humana y otros poemas de Gloria Fuertes.

 

Gloria Fuertes llegó al mundo en el madrileño barrio de Lavapiés, en el seno de una familia humilde, y siempre estuvo, como señala Luis Antonio de Villena en el prólogo de esta edición, «del lado de los humillados y ofendidos y de los perdedores de la clase que fueran». Fueron muy leídos sus textos infantiles y ese éxito eclipsó el resto de su impresionante obra. Esta pequeña antología pretende hacer una modesta contribución al mejor conocimiento de su labor poética, que es la obra de toda una vida, pues, como ella misma afirmó, «cada acto que hago es poesía».

 

 

 

La selección del libro reúne algunos de sus mejores poemas publicados entre 1950 y 2005, en diálogo con el brillante trabajo gráfico que Noemí Villamuza ha creado para esta edición. Y como epílogo, el poema que su querido amigo José Hierro escribió para ella, «Hablo con Gloria Fuertes frente al Washington Bridge».

Condición humana y otros poemas - Nórdica Libros

Poema de Geografía humana y otros poemas de Gloria Fuertes. Ilustrado por Noemí Villamuza.

«Pocos poetas modernos han sido tan leídos y populares como Gloria Fuertes —que llegó a ser hasta personaje de sketches cómicos—, pero pocos poetas también tan incomprendidos, en un afán malo y torpe de que la sabia facilidad le restara prestigio» Luis Antonio de Villena

Geografía humana y otros poemas | Gloria Fuertes | Noemí Villamuza

  • El 27 de febrero, en librerías y en vuestro paisaje interior literario.

La foto de Karen Blixen con Marilyn Monroe, en palabras | El bolso de Blixen

El bolso de BlixenUn escritor o escritora y su prenda predilecta son los dos ingredientes literarios que llevan tiempo cocinando juntos el escritor Jesús Marchamalo y el ilustrador Antonio Santos. En Nórdica Libros hemos tenido la suerte de publicar ya tres combinaciones inconfundibles: Retrato de Baroja con abrigo, Kafka con sombrero y Pessoa, gafas y pajarita. A esta deliciosa colección de pequeñas lecturas ilustradas se incorpora El bolso de Blixen.

La cura para todo es siempre agua salada: el sudor, las lágrimas, el mar.

Karen Blixen

Esta nueva colaboración entre Marchamalo y Santos se adentra en la vida de Karen Blixen, la escritora danesa que se hizo mundialmente famosa por su libro Memorias de África. En Nórdica Libros hemos tenido la suerte de publicar su correspondencia cuando Blixen regresó del continente africano: Cartas desde Dinamarca.

El bolso de Blixen comienza con una imagen singular: la foto de Blixen y Marilyn Monroe tomada en Nueva York en febrero de 1959. Compartimos las primeras páginas del libro y esperamos que los hallazgos dentro de El bolso de Blixen crezcan con la lectura en vuestras manos.

«Hay una foto suya con Marilyn Monroe tomada en Nueva York en febrero de 1959. Marylin esplendorosa, inmensamente rubia, con un elegante, carnal, vestido negro escotado como un escaparate y una estola de piel sobre los hombros. La baronesa, sentada a su lado sobre un descalzador, minúscula, los ojos negros, vivos, perfilados de khol y una sonrisa exánime.

Viste un traje gris, un chal alrededor del cuello y tapándole el pelo, y un collar de perlas tan discreto que parecía invisible. Una anciana espectral que caminaba extrañamente erguida, diríase casi ingrávida, flotando sobre el suelo como una aparición. Pesaba entonces apenas treina y seis kilos y lucía una cadavérica elegancia, una aristocrática decrepitud de pómulos marcados y profundas arrugas, y una nariz aguileña, afilada como el pico de una cordillera.

Bolso Karen Blixen

Las había invitado a su casa, en Nyack, frente al Hudson, su amiga Carson McCullers, que esa misma mañana había enviado al mayordomo a buscar uvas blancas y ostras, lo único que comía la baronesa, acompañadas de champán y, a veces, caprichosa, de algún espárrago blanco que tragaba sin masticar.

Arthur Miller, que se sentó a su lado en la mesa del comedor, de mármol negro —candelabros y cubiertos de alpaca y manteles de hilo—, le preguntó si no era insana esa dieta tan singular y estricta, y ella, clavándole los ojos con desprecio y un mohín de niña consentida, le contestó:

—A mis médicos también les horroriza, pero soy vieja —dijo— y como lo que quiero.

Tres días después de aquella cena, fue ingresada en un hospital aquejada de malnutrición aguda. Sufría sífilis, anorexia severa, una larga dependencia de anfetaminas y somníferos, y consumió, durante años, a diario, unas gotas de arsénico diluidas en un vaso de agua.

Una vez, a Abdulai, uno de sus criados, se le olvidó el agua y ella, absorta en la lectura, se lo bebió sin rebajar, de un trago. Estuvo a punto de morir envenenada, pero la salvó Dumas; recordó, de repente, aquella historia en La reina Margot y el antídoto que le daban al rey Carlos IX: leche con una clara de huevo que, entre náuseas y toses, la garganta abrasada, le salvó a ella la vida.

karen-blixen

Fumaba también de manera compulsiva, más de dos paquetes diarios de cigarrillos que en sus manos, nervudas, dedos largos y venas prominentes, llamaban la atención por su blancura.n

Y allí, junto a ella, en la fotografía, inmenso, un bolso de piel clara —asas cortas y cierre de boquilla— que protege con uno de sus brazos, como si alguien se lo fuera a robar.

¿Qué llevaría la anciana baronesa, qué secretos recónditos, qué misterios guardados en el bolso?

¡Encontrarás la continuación de la historia en tu librería favorita!

El bolso de Blixen | Autor: Jesús Marchamalo | Ilustrador: Antonio Santos

Más libros de Jesús Marchamalo y Antonio Santos:

Kafka con sombrero

Pessoa, gafas y pajarita

Retrato de Baroja con abrigo

Roald Dahl cumple 100 años y proponemos dos libros ilustrados para descubrirlo y recordarlo

Cien años de Roald Dahl.

Roald Dahl. Nórdica Libros

Este año 2016 abunda en centenarios literarios: el IV centenario de la muerte de Cervantes y Shakespeare, por supuesto. También se cumplen cien años de la muerte de Jack London, de Ruben Darío y de Saki. ¿Más centenarios? Charlotte Brontë y Frankenstein cumple 200 años (la autora de Jane Eyre nació el 21 de abril de 1816 y el clásico de Mary Shelley fue escrito en el verano del mismo año).

Sin embargo, entre todos estos centenarios quizás se pierde o pasa a segundo plano uno que no es menos importante: el de Roald Dahl (1916 – 1990). Fundador de una literatura personal, única, para niños y para adultos (por separado y en conjunto) y poblada por personajes tiernos, oscuros, crueles, confundidos e inolvidables, el escritor galés se merece un brindis a su salud y un (re)descubrimiento de su obra para todos los que aún no han tenido la fortuna de cruzarse con ella.

No son pocos los personajes de Dahl que por alguna u otra razón se han convertido en habitantes del imaginario popular: Charlie (el de la fábrica de chocolates), James (el del melocotón gigante y otro favorito de Tim Burton), Matilda (también llevada al cine, con dirección de Danny DeVito) y El gran gigante bonachón, que Spielberg llevará al cine muy pronto.

Dahl en Nórdica.

En Nórdica libros hemos publicado dos títulos de Roald Dahl, poblados cada uno de ellos de personajes y tramas tan curiosas como inolvidables: La cata El librero.

En La cata asistimos a una cena en casa de Mike Schofield, un corredor de bolsa londinense. Los invitados son seis: Mike, su esposa e hija, un narrador sin nombre y su esposa, y un famoso gastrónomo, Richard Pratt. Pratt siempre desafía a Schofield afirmando que adivinará el vino que le proponga, pero esta vez Schofield propone un vino imposible de adivinar. 

El relato es uno de los más maravillosos de Dahl, y con las ilustraciones de Iban Barrenetxea, es imposible dejarlo hasta el final.

La cata, de Roald Dahl. Nórdica Libros

Con El librero, Dahl nos presenta a William Buggage y su librería de libros raros.
Junto a su ayudante, la señorita Tottle, Buggage regentan la librería sin prestar demasiada atención a la venta o a la atención a los clientes. Prefieren dedicarse a sus actividades favoritas: la lectura de obituarios y de su obra predilecta: el Who’s Who.

Un libro divertido, oscuro y  con un final sorprendente e inesperado al que se le suman, impecables, las ilustraciones de Federico Delicado.

El librero, de Roald Dahl. Nórdica Libros

 

Un concurso con los #Ciensillones y pico, de Max, ¡y todos vuestros “rincones lecturescos”!

Se acercan las vacaciones. Ya huele a verano, a playa, a sol y, para el olfato alerta de los bibliófilos y lectores empedernidos, huele también a largos ratos libres y a tiempo de calidad para la lectura.

Para celebrar que se acerca el verano y las largas horas de lectura estival, hemos preparado un concurso para descubrir los rincones de lectura favoritos de los lectores. Nos inspiran los Cien sillones y pico de Max: esa maravillosa colección de rincones, atmósferas y lugares que definen ánimos y estados de lectura.

Cien sillones y pico, de Max. Nórdica Libros

Cien sillones y pico, de Max. Nórdica Libros

¿Cómo es el concurso?

Es muy simple: va de rincones lecturescos. El neologismo señala esos lugares que son puntos de partida para irnos a donde el libro del día nos lleve. Algunos se encierran en una habitación apartada, silenciosa, con una lámpara y una novela. A otros les gusta ese banco particular de una plaza donde el equilibrio justo de sol y sombra y el canto de algunos pájaros ofrecen el paisaje bucólico-urbano ideal para la lectura. Otros tienen un sillón acostumbrado al cuerpo y un gato en la falda. Otros un balcón con plantas y buena luz.

Queremos conocer el tuyo. Participa en el concurso a través de Twitter: tienes que seguirnos en @Nórdica_Libros y tuitear tu rincón favorito de lectura (si es con foto, ¡mucho mejor!) con el hashtag #CienSillones. ¡Tienes hasta el 22 de mayo para tuitear!

CBaYscQU8AEm5NW

¿Qué premios hay?

Entre todos los que participen, sortearemos tres premios.

Aquí están las bases completas del concurso.

¡Esperamos tus tweets, tus rincones lecturescos en #CienSillones y te dejamos con el booktrailer dCien sillones y pico.

El humor, la ironía, la solemnidad y la poesía visual de Marion Fayolle en el ‘La ternura de las piedras’

Marion Fayolle y el dibujo que esquiva explicaciones.

Si vamos a hablar de Marion Fayolle, conviene comenzar con un dibujo. Antes de los datos biográficos, de sus estudios, de sus obras, antes de nada, mejor una de sus imágenes para romper el hielo.

Marion-Fayolle-9-1024x850

© Marion Fayolle, Los traviesos

¿Por qué es mejor comenzar así? Porque los dibujos de Marion Fayolle –como éste de Los traviesos piden silencio, solicitan de manera amable y burlona que se los observe con una sonrisa en los labios y esquivan la explicación, la traducción en palabras. Ante sus dibujos, casi todo lo demás resulta irrelevante, y por eso es esta la mejor manera de presentar a su autora.

La obra de Marion Fayolle no es estrictamente cómic ni novela gráfica. Tampoco son relatos ilustrados, no exactamente. Luna Miguel se refiere a ellos como “pura poesía visual“, y esta es sin duda la mejor aproximación a la obra de Fayolle.

El humor en Los traviesos y la solemnidad de La ternura de las piedras.

En Nórdica Cómic hemos publicado dos de sus títulos: Los traviesos –una colección de ilustraciones irónicas, eróticas, muchas veces extrañas y siempre divertidas sobre la relación entre los sexos y su conexión con los instintos animales– y La ternura de las piedras, una obra a medio camino entre la novela gráfica y el relato ilustrado sobre un padre difícil de querer, duro y autoritario, ahora enfermo y moribundo.

Marion Fayolle - Nórdica Libros

Si en Los traviesos nos encontramos con ilustraciones despojadas de palabras (¡y que valen más que mil de ellas!), en La ternura de las piedras lo accesorio es el lenguaje verbal: la ilustración protagoniza la historia, la relata, la narra, y la palabra acompaña y quizás remata. Dos obras distintas y complementarias, dos resultados distintos que tienen detrás el mismo singular método y la misma búsqueda que caracteriza a Marion Fayolle.

© Marion Fayolle, ‘La ternura de las piedras’

Marion Fayolle en el 34º Salón del Cómic de Barcelona.

Si esta pequeña introducción al particular mundo de Marion Fayolle ha bastado para dejarte con ganas de más, tenemos buenas noticias. Además de descubrir sus dos títulos publicados en Nórdica Cómic, podrás llevarte un ejemplar firmado por la autora en 34º Salón Internacional del Cómic de Barcelona. ¡Aquí debajo, toda la información! ↓↓

Marion Fayolle - Saló del Cómic de Barcelona

Nórdica Infantil tiene un nuevo amigo: El museo de Tronquito, ¡el libro más bello del año en Noruega!

El catálogo de Nórdica Infantil es como sus propios protagonistas: joven, pequeño pero lleno de sorpresas y talentos. Todo comenzó con Tania Val de Lumbre, de María Parr (ganador del Premio de la Crítica Noruega 2009 y el Brage Prize 2010). Luego llegó Tina Superfriolerade Lani Yamamoto (Finalista del Premio de Literatura Infantil del Consejo Nórdico). Entre las dos inauguraron y dieron vida a la colección de Nórdica Infantil, y ahora reciben la llegada de un nuevo amigo: ¡Tronquito!

Nórdica Infantil - Nórdica Libros

El museo de Tronquito, de Åshild Kanstad Johnsen

Åshild Kanstad Johnsen es la creadora de Tronquito: un curioso por naturaleza que siempre se pasea por el bosque buscando y recogiendo todo tipo de cosas: un paraguas, unas gafas, una hojita que se ha caído de un árbol… Tronquito todo lo junta y todo lo guarda en cajitas verdes. Pero un día ya no tiene más lugar, y entonces hace lo que cualquiera en su lugar haría: ¿tirarlo todo? ¡Claro que no! ¡Tras pedirle consejo a su sabia y siempre atenta abuela, decide abrir un museo!

La abuela de Tronquito. ©Åshild Kanstad Johnsen

La abuela de Tronquito. © Åshild Kanstad Johnsen

El museu d'en Tronquet

Una muestra muy pequeña de las cosas que se encuentra Tronquito en el bosque. © Åshild Kanstad Johnsen

La autora del libro más bello del año en Noruega

Al igual que Tronquito, Åshild Kanstad Johnsen recoge cosas en su tiempo libre. Pero también es autora, ilustradora y pintora. Estudió comunicación visual en su ciudad natal, Bergen, y en 2011 debutó con El museo de Tronquito como ilustradora infantil. No fue un debut inadvertido: Tronquito fue elegido como el Libro más Bello del Año en Noruega, y si hay un premio merecido, ¡es ese! Johnsen ilustra con la misma pasión y devoción con que Tronquito recoge y clasifica cosas. En la web de la autora puedes visitar muchas imágenes del libro en versión original, y en nuestra web puedes visitar la edición en castellano , ¡y también en catalán: El museu d’en Tronquet!

collage

Tronquito, también conocido como Tronquet en catalán. ¡Doble edición!

Nordica Infantil - Blog de Nórdica Libros

Ilustración: Elena Odriozola.

El hombre que pudo reinar, o el clásico de Rudyard Kipling ilustrado por Fernando Vicente.

Kipling, el hombre que escribía con todo el diccionario.

Comencemos con unas palabras de J. M. Barrie: «Kipling no debe nada a ningún otro escritor. Nadie lo ha influenciado, sino que comenzó siendo original […]. El hombre que pudo reinar es el relato de ficción más audaz que he leído».

Menos hiperbólica, quizás, pero igualmente elogiosa, es la admiración de Rudyard Kipling que profesaba Borges. En el prólogo que escribió a una colección de relatos suyos, y citando a George Moorge, el escritor argentino señaló que después de Shakespeare, «Kipling era el único autor inglés que escribía con todo el diccionario. Sabía administrar sin pedantería esa profusión léxica. Cada línea ha sido sopesada y limada con lenta probidad…».

En Nórdica Libros sabíamos que si queríamos editar el clásico de Kipling El hombre que pudo reinar, teníamos que preparar una edición que estuviese a la altura de

El hombre que pudo reinar, de Rudyard Kipling. Nórdica Libros

Fernando Vicente, el hombre que pintaba con todos los colores.

Quizás lo más difícil a la hora de leer un clásico es llegar a él sin que los detalles de su trama no nos hayan sido revelados. Así que en lugar de comentar la historia de el hombre que pudo reinar, nos limitaremos a recomendar insistentemente su lectura, y a seduciros con las magníficas ilustraciones de Fernando VicenteSi Kipling escribía con todo el diccionario, no hay duda que Vicente dibuja con una cantidad equivalente de colores. El resultado es un libro que cobra vida y que completa, complementa y enriquece la experiencia de lectura.

¡Juzgad por vosotros mismos!

Fernando Vicente-El hombre que pudo reinar

©Fernando Vicente. El hombre que pudo reinar. Nórdica Libros.

El hombre que pudo reinar, por Fernando Vicente, Nórdica Libros

©Fernando Vicente. El hombre que pudo reinar. Nórdica Libros.

El hombre que pudo reinar, edición ilustrada

©Fernando Vicente. El hombre que pudo reinar. Nórdica Libros.

+ Rudyard Kipling en Nórdica Libros

+ Fernando Vicente en Nórdica Libros

+ Comenzar a leer El hombre que pudo reinar.

Nace un arquetipo de la literatura rusa: Diario de un hombre superfluo, de Iván Turguénev

El hombre superfluo: apariciones estelares y primer avistamiento.

Hay un hombre en la literatura. Aparece cada tanto. Es un hombre inteligente, sensible, idealista aunque un poco nihilista. Es un hombre prescindible, indigno de ser recordado. Es un hombre superfluo.

A lo largo del siglo XIX, el hombre superfluo ha tenido diversos nombres en la literatura rusa. Fue Eugenio Oneguin para Pushkin y recibió el nombre de Oblómov para GoncharóvEn Guerra y Paz aparece como Pierre Bezújov y para Dostoievski fue Myshkin, el príncipe en El Idiota.

Y sin embargo, este arquetipo de la literatura rusa del XIX recibe su nombre de Diario de un hombre superfluola novela de Iván Turguénev publicada en 1850.

Diario de un hombre superfluo - Nórdica Libros

Diario de un hombre superfluo. Iván Turguénev :: Ilustrado por Juan Berrio

 

El interés en una vida normal: la hazaña de Turguénev.

A diferencia de otros diarios, que cubren largos años en la vida de sus autores o autoras, el Diario de un hombre superfluo narra solamente los últimos días de la vida de quien lo escribe, el pobre Chulkaturin. Al saber que su muerte está cerca, decide iniciar el diario para despedirse del mundo, pero nada más empezar a escribir se da cuenta de que no hay demasiado para contar: una infancia normal, ausencia de grandes logros o amores…

No es fácil crear personajes de éxitos memorables, de vidas agitadas e impredecibles, de amores tormentosos, trágicos, inolvidables. Pero no es menos difícil conseguir una pequeña obra maestra de las letras rusas con alguien que es normal, corriente, desmerecedor de una biografía. Y sin embargo Turguénev lo consigue: y nace para siempre el inolvidable Chukaltrin.

Ivan Turguenev - Nórdica Libros

Iván Turguénev

Es un placer publicar Diario de un hombre superfluo en nuestra Colección Ilustradoscon los maravillosos dibujos de Juan BerrioOs dejamos con el fragmento inicial del diario, ¡y con una invitación muy grande a leerlo!

Aldea de Ovechi Vody, 20 de marzo de 18…

El médico acaba de irse. ‘Al fin lo he conseguido! Por más astucias que haya intentado, al final no le ha quedado más que expresar su opinión. Sí, moriré pronto, muy pronto. Los ríos se deshelarán y, a toda luz, la corriente me llevará junto con las últimas nieves… ¿a dónde? ¡Dios sabrá! También al mar. En fin, ¡qué se le va a hacer! Ya que hay que morir, que sea en primavera. Aunque puede que sea ridículo empezar un diario dos semanas antes de morir, ¿no?…

 

 

Jack London: 100 años de la muerte del escritor, periodista, marinero y vagabundo

Jack London: una vida y una obra eclécticas

jack-london

Jack London no es un escritor que pueda resumirse en un género o en un tema. Escribió sobre marinos, sobre la hostilidad de la naturaleza, sobre el trabajo moderno y sobre la odisea de un perro doméstico que regresa a la naturaleza. Sus títulos se han incluido en colecciones de ciencia ficción, de aventuras y de ensayos. Su propia vida no fue menos ecléctica: autodidacta, marino, vagabundo (fue condenado a 30 días de cárcel por ello), periodista, empleado en un molino y, por supuesto, escritor. Un fascinante escritor.

El centenario de Jack London y La llamada de lo salvaje.

El más inolvidable de los personajes de London no es ni un marinero ni un cazador. No es un capitán ni un aventurero. No es un pescador ni un soldado. Ni siquiera es humano. Buck es un perro, y será para siempre el protagonista de la novela más leída, del clásico indiscutible firmado por Jack London: La llamada de lo salvaje.

ab9da3628adc8ca1081887fe92458bcf (2)

Publicado por primera vez en forma de serial en 1903, y un mes después en forma de novela, La llamada de lo salvaje es el libro más leído de Jack London. Su protagonista, el inolvidable Buck, es un perro doméstico que un día es secuestrado y vendido como perro de trineos. Su aventura lo alejará cada vez más de su vida pasada en casa de un juez, y poco a poco Buck regresará a su estado salvaje, donde imperan los instintos y la naturaleza.

¿Existe una mejor manera de homenajear a London en el centenario de su muerte que con una edición ilustrada de La llamada de lo salvaje? El genial Javier Olivares le da vida a Buck y al resto de personajes de la novela con su característico estilo.

Te dejamos con alguna de las ilustraciones y con una invitación a (re)descubrir a London en esta nueva edición de La llamada de lo salvaje. 

Jack London - La llamada de lo salvaje

©Javier Olivares

LONDON 14

©Javier Olivares

LONDON 9

©Javier Olivares

 

¡Gracias por hacerlo posible! La librería La Impossible eligió a Nórdica Libros ‘Editorial Protagonista’ de Septiembre 2015

 

La gran literatura y sus ilustradores, ¡los protagonistas en La Impossible!

Compartimos con vosotros algunas imágenes del encuentro en la llibreria La Impossible de Barcelona. Fuimos la editorial protagonista del mes de septiembre. Además, como cierre del mes, invitaron a los ilustradores Noemí Villamuza, Ignasi Blanch, Agustín Comotto y al editor de Nórdica Diego Moreno. Es imposible sentirse mejor acogido. ¡Gracias!

La Impossible - Blog de Nórdica Libros

Diego Moreno, Ignasi Blanch, Noemí Villamuza y Agustín Comotto.

Ignasi Blanch - Nórdica Libros

Ignasi Blanch ha ilustrado El gran Gatsby.

La Impossible - Nórdica Libros

Noemí Villamuza, Agustín Comotto, Ignasi Blanch y Diego Moreno en La Impossible.

La Impossible - Blog de Nórdica Libros

Ignasi Blanch ha ilustrado recientemente Lady Macbeth.

Noemí Villamuza - Blog de Nórdica Libros

Noemí Villamuza ha ilustrado, entre otras obras, El capote.

La protagonista de La Impossible : Blog de Nórdica Libros

Gràcies a La Impossible i als seus lectors i amics per haver-nos donat aquesta oportunitat de compartir la nostra passió per la l’edició, la literatura i els llibres il·lustrats!

NL.